La correlación originaria y el reconocimiento como asignación de valor: una concepción del derecho como potencia social