Una mirada al interior de la cueva